HISTORIA DE LA SALVACIÓN

 

 

La«Historia de la Salvación» es un estudio que consiste en dar un recorrido a través de la Biblia, desde la primera hasta la última de sus páginas. En ella se narra cómo Dios creó todo lo que existe, y lo conduce con su providencia amorosa al cumplimiento de un plan de salvación. Esta historia concluye con la última página del Apocalipsis, que nos recuerda las promesas de Jesús para toda su Iglesia.

No se trata de un estudio difícil reservado a los intelectuales o personas cultas, sino un sencillo y accesible a todos, pues la naturaleza del curso es vivencial. Descubriremos que la Biblia es la palabra de Dios que viene a iluminar nuestra vida y nuestro actuar, y que es capaz de transformar nuestro ambiente si encuentra hombres que se abren a su acción.

Se requieren ciertas condiciones para que se pueda asimilar bien este curso:

1. Gran apertura de corazón. Lo que se pide para entender las verdades de la fe no es cultura, sino disposición.

2. Lectura de fe. Porque la Biblia no es una simple obra literaria, sino la palabra que Dios dirige a los hombres. Por lo tanto, debe superarse la natural curiosidad intelectual que surge cuando nos disponemos a estudiar la Biblia (como al querer saber, por ejemplo, cómo ocurrieron las cosas o acumular argumentos para contestar a los protestantes, etc.).

3. Perseverancia, pues nunca terminamos de aprender de la Palabra.

4. Buscar ayuda y dirección en la misma comunidad cristiana. Así se evita el aislamiento y uno se dispone a hacer viva la Palabra en comunión con nuestra Iglesia Católica.

El objetivo principal de este curso es llegar a considerar la Historia de la Salvación, como nuestra historia personal. Por historia de la salvación entendemos toda la narración de sucesos y acontecimientos bíblicos a través de los cuales, se manifiesta la iniciativa de Dios para entablar un diálogo con los hombres y llevar a la historia al cumplimiento de un plan universal de salvación. Desde siempre el hombre ha sido la obra predilecta y amada de Dios, que busca salvarlo dirigiéndole su Palabra de muchas maneras. Ese mensaje Dios quiso dejarlo plasmado en la Escritura, a fin de que todos pudiéramos alimentarnos de ella. Aunque ella contiene historias que ocurrieron hace muchos cientos de años, no son ajenas a nosotros; aunque se dirigen directamente a los hombres de un tiempo y lugar determinados, se convierte en mensaje vigente para nosotros, hoy, pues las experiencias de los personajes bíblicos son experiencias humanas por las que todos pasamos. La Historia de la Salvación es un tejido de historias de hombres y su relación con Dios; de cómo, a pesar de las miserias y debilidades de estos, Dios no se cansa de hablarles. Ésa es la historia de salvación; la historia de amor entre Dios y los hombres o mejor dicho, del amor de Dios al hombre.

Preguntas básicas:

Frente a las tergiversaciones que se han hecho de la Sagrada Escritura, y frente a la misma naturaleza de ésta, el hombre y la mujer de fe se preguntan:

¿Cómo hay que leer la Biblia?

¿Cómo se puede diferenciar una Biblia católica de una protestante o, mejor dicho, una traducción auténtica de una falseada?

¿Cómo se hace para localizar un texto bíblico?

¿Toda Escritura está inspirada por Dios?

¿Por qué la palabra de Dios es vital para el hombre?

Es necesario que respondamos a cada una de estas interrogantes antes de comenzar un estudio de la Biblia.